Páginas

MUY LENTO Y CON MUCHAS GANAS.

Seguro que hoy nos haríamos el amor muy bonito,
muy despacio, y con muchas ganas...
pero muy flojito, y en voz baja.
Como si tuviéramos tiempo infinito
para demostrarnos todo lo que nos queremos.

Y después me abrazarías sin decirme nada,
apoyando tu cabeza en mi pecho,
como haces siempre,
escuchando mi corazón.
Sabiendo que cada beso que me dieras
sería en esencia un "te amo".

Por eso quieres que espere.
Y que te demuestre cuantísimo te quiero
en una noche solo nuestra.
En la que no estemos pendientes de nada.
De absolutamente nada
de lo que pase fuera.
No relojes, no gente interrumpiendo.
No prisas, no autobuses.
Tú y yo. Y ya está.
Sólo tu cuerpo y el mío.
Sólo tu alma y la mía.
Pasará. Me lo has prometido.

No hay comentarios:

Publicar un comentario